La Fórmula

EL NACIMIENTO DE JAURIA – POR DEMIAN “CIRO” PERTUSI – (Diecinueveava Parte)

La emoción de todos al estar nadando en aguas novedosas y desconocidas era indisimulable y, a la vez, el clima de trabajo e interacción era cada vez mas predominante.

Así fue que nos llevamos este material y, desde ahí, fuimos elaborando ideas de cómo seria el paso siguiente. Las canciones sonaban muy bien y cada quién hizo sus testeos personales con allegados muy de confianza que sabían conservar un secreto bien guardado.

La opinión unánime era que no podían creer que era la primera vez que tocábamos estas canciones juntos. Sonaba a un material nuevo pero como de una banda que hacía tiempo venía tocando.

Sin dudas que aquellos 12 ensayos en Adrogué, previos a mi llegada, rindieron sus frutos. Pero, a la vez, había que sumar un extra de agresividad de leones enjaulados que, en definitiva, era esa emoción tanto tiempo contenida.

Fue así que encontramos una fórmula, es decir, mantener esa furia contenida e ir madurando la idea con lapsos de un mes entre cada reencuentro. eso potenció las ganas y nos hizo llegar a cada ensayo con las ideas muy claras, muy concretas y sin ganas de desaprovecharnos un sólo segundo. Todo anotado, cada quién con su ”cuadernito” o apunte.

En la próxima tanda de ensayos, luego de la mesa de “terapia“ (ya el ritual estaba oficializado) comenzábamos a exponer todas las ideas en la mesa, guitarras criollas en mano, y esta vez con el ensayo anterior grabado a modo de “guía” para no perder absolutamente ni una perla.